Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Jueves 14 de noviembre de 2019
Usuario   Clave     Olvidé mi clave
     
Ir a la página de inicioIr a los Blogs
Mi Perfil
amimepasalomismoqueaud
gabriela alicia morero
rosario - argentina
Las palabras tienen su propio sonido y encontrar el acorde es todo un reto.ALGO TENDRÁN QUE DECIR.....
Archivo de entradas | Mostrar datosDesplegar
Ocultar datos Abril 2012
El ojo de Thundera
Mostrar datos Marzo 2012
Publique su taller

Últimos comentarios de este Blog

16/03/12 | 21:10: Alberto Echemos una mirada dice:
EStimada Gabriela bienvenida comprometido pero bien elaborado texto... Saludos.
Vínculos
Con el sol en las manos Con el sol en las manos


Los poemas de Dejistani buscan continuamente el equilibrio entre el interrogante y la respuesta. ... Ampliar

Comprar$ 40.00

amimepasalomismoqueaud


TODOS TENEMOS OTRO LADO. ESE ES EL QUE VAS A ENCONTRAR ACÁ


Escribí un comentarioEscribí tu comentario Enviá este artículoEnvialo a un amigo Votá este artículoVotá este texto CompartirCompartir Texto al 100% Aumentar texto

De las TINIEBLAS a la Luz



Sus pies tersos y suaves posados sobre la arena, bañados por el resto espumoso arañante del mar.

Entrecortaba el aliento. Esbelta figura envuelta en níveas y lánguidas telas blancas bailoteadas por la brisa.

No miraba el mar para no ser arrebatada, pero la voz la invitaba y las huellas vieron perderse en el agua. Al principio suspendidas sobre ellas.

La voz insistió en su confianza y nadó hasta la línea imperseptible del infinito.

Ahí se sentó, recogió colores y pintó un arco iris.

Alivianó su espíritu y lo caminó, sintiendo que se pegoteaban los colores en sus plantas.

Llegó al final y hubo de hundirse en el mar, confiada y tranquila como dentro del vientre de una madre. Una esfera que fue facetada en su principio como diamante, destellaba los colores infinitos.

La tomó, la dejó como le ordenó la voz  y sus manos quedaron doradas brillantes de oro puro.

Así retornó a la orilla con el alma triunfante, libre, iluminada. 

Había terminado todo, se habían rotas las cadenas de esclavitud ya no imperaba el amo de la oscuridad,

EL MIEDO.

 

 

 

 

 


Calificación:  Votar Aún no han votado este texto  - Ingresá tu voto

Comentarios de nuestros lectores - Escribí tu comentario
Últimas entradas del mes


Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2019- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS